Noticias

Desafío del marcado de traducción en el área de Petróleo y Gas

De suma importancia a los diversos sectores, las traducciones tuvieron gran crecimiento en Brasil. Además de áreas de navegación, minería, siderurgia y medicina, en las cuales las traducciones técnicas se encuentran presentes en el día a día, el sector de petróleo y gas, se ha posicionado como uno de los más promisores actualmente, contribuye al crecimiento de esta actividad. Como consecuencia inmediata, la demanda por profesionales para traducir en esta área y en otros sectores que comprenden sus procesos, ha crecido enormemente y permanece alta. En cambio, la cantidad de personal cualificado para ese tipo de trabajo ha sido muy inferior a la necesidad de las compañías. Hay una escasez generalizada de profesionales capacitados en todas las áreas de actuación, y la traducción está lejos de ser una excepción.

A pesar de la urgente necesidad, la especialización de personal para suplir esas demandas es fundamental. Como la profesión de traductor no es reglamentada, no existe una formación ideal. Eso permite que cualquier persona que se considere capaz y preparada en teoría la ejerza. Sin embargo, aunque no haya la exigencia de formación, no hay duda de que se hace necesario mucho estudio al buen desempeño del profesional de esa área. El simple hecho de hablar inglés con fluidez no es suficiente para ser un buen traductor, ya que ese profesional no puede elegir solamente las palabras que considerar ser las mejores, pero sí usar términos específicos. Para ejercer la profesión impecablemente, es esencial especializarse en un segmento. El buen traductor, además de buscar la especialización en áreas específicas, debe estar siempre investigando y actualizando sus conocimientos para mejorar su trabajo.

Las traducciones simples son aquellas que no tienen fe pública, o sea, se pueden realizar por un traductor no jurado y usadas para cualquier propósito. En la mayoría de los casos, son traducciones de ofertas comerciales, dictámenes, manuales y normas técnicas. Para hacer frente a esa demanda con calidad, se necesitan profesionales capacitados, preferentemente con vivencia en las áreas predeterminadas, más familiarizados con el vocabulario, términos específicos y con la propia dinámica del negocio.

Para ser un traductor técnico exitoso, se debe buscar la capacitación técnica. En la traducción, hay un amplio campo, por eso cabe resaltar el área de interpretación, que se divide en simultánea y consecutiva. En este segmento, hay un selecto grupo de profesionales, altamente especializados y solicitados que, dentro del área, suelen ser los mejor remunerados.

El mercado de traducción es grande y dinámico, pero se enfrenta a una competencia cada vez más dura. Todavía, siempre habrá espacio para los nuevos profesionales, desde que se diferencien de alguna manera, sea por un estudio específico, un posgrado o al dominar las herramientas. En sectores en que el crecimiento es inminente, la especialización debe ser el camino para asegurar el éxito y aprovechar las oportunidades que se ofrecerán para los años que están por venir.

*Bruno Nogueira es graduado en administración de empresas y sócio de Prowords.

Ver notícias